Notícies

Fem còpies de claus i comandaments per cotxe, originals i alternatives.
Consultar per marca i model!!

foto de Tallers Can Bassa.
foto de Tallers Can Bassa.
foto de Tallers Can Bassa.

BMW M4 inyección de agua. Cómo funciona

Sistema montado en el BMW M4 de MotoGP,

Motor BMW M4


Los niveles de anticontaminación, que tienen que conseguir los fabricantes de motores, para su posterior homologación están llegando a unas soluciones técnicas espectaculares.

Uno de los límites del motor de combustión es la temperatura de la cámara de combustión, si se supera su límite se producen varios problemas.

La inyección de agua en el colector de admisión es de las últimas que está cogiendo auge en motores de altas prestaciones. Concretamente BMW parece decidida a aplicarla a sus ultra deportivos de calle. No es una solución actual, hasta ahora solo se había desarrollado en competición Ford Focus WRC por ejemplo, para conseguir mejores prestaciones.

Cuando en un motor turboalimentado se le exigen altas prestaciones los gases de escape, en el turbo, aumentan su temperatura exponencialmente, llegando a calentar en exceso el aire de admisión que sale del mismo.

El intercooler no es suficiente para solucionar este aumento de temperatura que pude llegar a producir detonaciones en el motor, limitando así la compresión, aumentan también los NOx por la excesiva temperatura de la cámara de combustión y aumentando también el estrés de las piezas mecánicas que forman parte de este juego, pistones, válvulas etc…

Una de las soluciones es la inyección muy fina de agua en el colector de admisión,concretamente el M4 de BMW, dispone de tres inyectores, enfriando el aire de entrada a la cámara de combustión, la vaporización de esta agua absorbe la temperatura del aire que circula por el colector con la que se consiguen varios objetivos:

NOx, gas perjudicial para la salud, su aumento es directamente proporcional al aumento de temperatura de la cámara combustión. Esto es debido a la combustión de combustible con alto contenido en carbono a altas temperaturas de la cámara.

Detonaciones, que limitan el rendimiento, al enfriar el aire permite subir la relación de compresión y el punto de encendido sin riesgo mecánico aumentando la prestaciones del motor.

Oxígeno, con temperaturas más frías de admisión la densidad del aire aumenta conteniendo más oxígeno obteniendo una presión media más alta en la combustión mejorando el rendimiento y el par motor.

Estrés, reduce el estrés por temperatura de los componentes que forman parte de la combustión, pistones, válvulas de escape, catalizadores y el propio turbo.

Reducción del consumo,  al estar más fría la cámara se aprovecha mejor cada inyectada, pudiendo reducir su tiempo y su número  obteniendo mejor rendimiento.

El sistema está compuesto de:
Un depósito de agua en el maletero (1), en teoría de 5L a rellenar en cada repostaje.
Una bomba con filtro (2) que lleva el agua a presión hasta los inyectores del colector de admisión.
Tres inyectores (3), uno para cada dos cilindros.
Un colector adaptado al sistema. 

Sistema Motor Inyección de Agua



Posición de los inyectores en el colector de admisión.

Inyectores en el colector de admisión

El motor en su funcionamiento hasta medias cargas el aumento de la temperatura del aire de admisión debido al calentamiento del turbo es absorbido por el intercooler.

Sección del Motor (Intercooler)

Cuando el motor ya funciona a cargas altas y altas revoluciones los gases de escape aumentan su temperatura en el turbo afectando a los de admisión produciendo los inconvenientes antes citados.

Con la inyección de agua se consigue bajar la temperatura del aire de admisión bajando también en la cámara de combustión con  sus consecuentes ventajas.



Volkswagen arrebata a Toyota el liderazgo mundial en ventas pese a los escándalos
Las catástrofes sufridas en Japón han provocado una caída de las ventas globales del fabricante nipón del 2,3%.

Volkswagen arrebata a Toyota el liderazgo mundial en ventas pese a los escándalosDesde que en septiembre de 2015 saltara la noticia del escándalo de las emisiones, Volkswagen ha ocupado gran parte de las portadas e informativos de los medios de comunicación de todo el mundo.

Sin embargo, pese a la crisis de reputación a la que ha tenido que hacer frente, el fabricante ha conseguido adelantar a Toyota en ventas a nivel mundial.

Según Bloomberg, el fabricante alemán ha registrado aumentos del 3,5% en Europa Occidental y del 6,4% en China; y en total, ha subido el 0,8%, hasta alcanzar los 2,5 millones de coches vendidos.

Las ventas mundiales de Volkswagen no se han visto perjudicadas por el fraude de las emisiones, en parte debido a la sólida demanda de sus marcas de lujo Audi y Porsche y la popular Skoda.

Y bien, ¿qué explica la caída del fabricante japonés?

Fundamentalmente se debe a circunstancias que escapan al control de la marca nipona. Y es que la explosión y posterior incendio en una de sus plantas siderúrgicas (Aichi Steel Corp.) redujo la producción de vehículos el 17,4%.

Esto se suma al peor terremoto que el país asiático ha vivido en los últimos cinco años y que obligó a la marca a detener las plantas de producción, por lo que prevén una caída de 80.000 unidades.

Todo esto se traduce en que los envíos de Toyota cayeron el 2,3%, hasta los 2,46 millones de vehículos vendidos entre enero y marzo.

Sin embargo, el liderazgo en ventas de Volskwagen es, en parte, una victoria pírrica, puesto que 16.200 millones de euros serán destinados a cubrir costes por el ‘dieselgate’.

No obstante, la compañía espera vender 9,93 millones de vehículos en 2016, una cifra muy similar a la que alcanzó en 2015.

Por su parte, General Motors, que fue líder en 2011, ha sufrido el retroceso que atraviesa América Latina. La marca ha caído el 2,5% y ocupa la tercera posición, con 2,36 millones de ventas.